Info-Transportes

Colaboramos con un sector estratégico para el país.

Daniel Zurita

Tras haber tomado relevancia desde el inicio de la pandemia como nunca antes, la cadena de suministro de contenedores se ha vuelto clave para la economía global y de ahora de ahora en más, la  logística a 360 grados, será uno de los grandes protagonistas de la economía mundial, al alcanzar un valor aproximado a los 12.98 billones de dólares en 2027.

Lo anterior forma parte de lo expresado durante el panel “Inteligencia de Mercado”, en el marco de #TOCConecctAméricas, uno de los mayores eventos virtuales a nivel hemisférico de la industria portuaria, donde el primer expositor fue Ricardo Sánchez, oficial de Infraestructura y Puertos de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL).

Para argumentar el crecimiento exponencial del comercio en todo el orbe, ofreció un panorama general de subregiones como México, donde abordó la situación de puertos como  Lázaro Cárdenas y Manzanillo, que de enero-agosto, crecieron casi 30% a tasa anual, así como el puerto de Veracruz, que superó el 10% en el mismo lapso.

América Central, del lado del Pacifico, presentó retos logísticos importantes sin lograr alcanzar al 5% del primero y segundo trimestre de 2021, frente al año anterior. Mientras que en el Caribe alcanzó hasta el 14% de incremento de carga en el mismo lapso.

 

Cambio de paradigma

Peter Levesque, Presidente de Ports America discurrió sobre los cambios de originados por la pandemia en la medida que se diversificó el abastecimiento desde China, el sureste de Asia, India, África y México.

Esto representó una rápida aceleración del mercado masivo a través de los canales de ventas del comercio electrónico, incentivados por la adopción y aplicación de las nuevas tecnologías digitales a lo largo de la cadena de suministro.

En ese sentido, reiteró que el impacto de la aceleración de comercio electrónico, hará que la penetración del e-commerce que pasó de 15 al 38% de las ventas, en los primeros tres meses de 2020, permita un despliegue de barcos más pequeños y rápidos.

La escasez de capacidad en la última milla para 7 millones de paquetes al día impulsará el desarrollo de una cadena de suministro oceánica sea más sensible al tiempo, dijo.

 

El caso EE.UU.

De igual forma, el prologado periodo del Covid-19 hizo que en los primeros siete meses de 2021, la carga desde Asia a EE.UU. creciera 27%, mientras los buques aumentaban los embarques de orden de 13-15 mil TEU´s (contenedor de 20 pies).

Mientras esto ocurre, el impulso de una reforma a la Ley del Transporte Marítimo en el Congreso de los EE.UU., la relación entre el inventario y las ventas han sido un 25% inferior a lo normal, con un impacto sobre los puertos, camiones, ferrocarriles a mediano y largo plazo, entre otros.

 

Valor logistico

William Brown Presidente de Grupo D de la Asociación Naviera del Caribe (CSA, siglas en inglés), dijo que el aumento del costo por el movimiento de los contenedores marítimos fue algo sin precedentes.

Y es que el costo promedio de mover una caja de 40 pies se quintuplicó en algunos casos, pero no es el final pronosticó, porque se espera que las tarifas continúen ascenso durante 2022.

Debido a ese desenvolvimiento, la perspectiva de valor para la industria logística global aumentará hasta los 12.98 billones de dólares en 2027.

Al mismo tiempo, un aumento de la presión global mejorará la eficiencia y la capacidad de respuesta de las operaciones logística, así como la expansión de puertos marítimos, lo cual será esencial para capitalizar las ventajas competitiva. 

 

Comercio a la alza

En su oportunidad, Eduardo Lugo, Presidente & CEO de Maritime & Logistics Consulting Group, citó a la Organización Mundial del Comercio (OMC), que ha previsto un crecimiento del comercio año tras año del orden del 5,8% en 2021 y de hasta un 4% en 2022.

“Una perspectiva positiva para el comercio de contenedores para 2022”, comentó.

Y en este momento, no obstante, la alta demanda acompañada de interrupciones en la cadena de suministro, también se está generando, dijo, algunos efectos de riesgo inflacionario, por el aumento de las tarifas de los fletes, recargos por congestión en la carga en contenedores en los puertos, mientras los transportistas buscarán alternativas para asegurar las cargas de la Navidad.

En tanto Latinoamérica, espera un incremento significativo del e-commerce, que podría verse  afectado por la escasez de contenedores, el aumento de las tarifas. Además, mientras el comercio internacional siga subiendo, aumentará la necesidad de que los puertos se digitalicen.

El Webcast continental moderado por Josh Hurwitz, Asesor Comercial Senior de Puertos y Marítimo de Moffatt & Nichol, explicó que durante las siguientes tres semanas #TOCConecctAméricas, virtual y presencial desde Rotterdam, seguirá analizando el horizonte de la industria con los principales líderes de la industria, desde un enfoque especial en Europa y América.